Ajuntament de Barcelona Ajuntament de Barcelona
Empresas | Ciudadanos

Síndica de Greuges del Ayuntamiento de Barcelona

La Síndica de Greuges de Barcelona tiene por función principal la defensa de los derechos fundamentales y las libertades públicas de los ciudadanos y ciudadanas de Barcelona y también de las personas que se encuentren en la ciudad aunque no sean residentes. Velar por sus derechos frente la actuación de la Administración municipal y de sus servicios públicos.

Atiende las quejas de los ciudadanos y ciudadanas afectadas por alguna actuación del Ayuntamiento y sus organismos. Ejerce sus funciones con independencia y imparcialidad.

La Síndica puede intervenir en todos los asuntos que afecten la vida diaria de los ciudadanos y ciudadanas y que tengan que ver con los servicios municipales: seguridad ciudadana, transportes, limpieza, paisaje urbano, servicios sociales, tributos, vivienda, escolarización, salud ambiental, Guardia Urbana, cementerios, licencias municipales, civismo, participación, inmigración, ocio, asignación equitativa de recursos, urbanismo, etc...

Puede supervisar la actividad de la Administración municipal, formular advertencias, recomendaciones y sugerencias que faciliten la resolución de las quejas. Igualmente, puede proponer mecanismos de conciliación o acuerdo para facilitar una resolución rápida y satisfactoria de la queja.

La intervención de la Síndica no suspende la ejecución de las resoluciones administrativas, ni los plazos previstos para la interposición de los recursos o acciones convenientes.

Su actuación es gratuita y no es necesaria la asistencia de abogado ni de procurador.

Puede, también, intervenir de oficio, por propia iniciativa, cuando considere necesario emprender alguna investigación en defensa de los derechos de la ciudadanía.

Atención

La Síndica no puede intervenir cuando:

  • Ha transcurrido más de un año desde la fecha de los hechos.
  • El motivo de la queja està en trámites judiciales o ya ha sido objeto de sentencia
  • Conflictos entre particulares que impliquen a la Administración municipal
  • Quejas anónimas, que denoten mala fe o no tengan suficiente fundamento.

Cómo tramitar

Sin certificado digital
¿Qué puede hacer?

Puede hacer el trámite por internet mediante la página web de la Síndica de Greuges de Barcelona.

 

¿Qué necesita saber?
¿Cómo se hace el trámite?

Rellene el formulario que encontrará en el web de la Síndica de Greuges.

 

Después

Una vez recibida la solicitud la Síndica envia un justificante de recepción a la persona remitente, informando de si se admite a trámite o no la queja y de las actuaciones que seguiran.

Si no se admite a trámite se informa a la persona interesada por escrito y se le sugieren, si es posible, otras vias para que intente solucionar el problema.

La Síndica de Greuges puede estimar la queja, cuando el ciudadano tiene razón, o desestimarla porqué la actuación de los servicios municipales ha sido correcta.

La resolución se envia al Alcalde o a la regiduría responsable y a la persona interesada.

¿Quién lo puede pedir?

Para poder presentar una queja a la Síndica es necesario que:

  • Se trate de un asunto que sea de competencia municipal
  • la persona interesada haya presentado previamente una demanda al Ayuntamiento
  • se considere que la respuesta recibida no tiene suficiente motivación o bién que que haya cometido un error en la aplicación de las normas legales.
  • también puede solicitarse la intervención de la Síndica cuando el Ayuntamiento no responde a la demanda interpuesta.

 

Puede presentar una queja cualquier persona física o jurídica que considere que la Administración impide o dificulta el ejercicio legítimo de los derechos constitucionales. La Síndica de Greuges supervisa si los órganos y los servicios del Ayuntamiento han actuado correctamente, o bien si han cometido algún error o arbitrariedad.

Se puede presentar una queja después de haber reclamado en el órgano o servicio implicado y no haber obtenido respuesta o solución. También, cuando se considere que la respuesta no tiene una motivación suficiente, o bien se ha cometido un error o arbitrariedad en la aplicación de las normas legales.

Precio

    Gratuito.

Organismo responsable